Job

El “milagro alemán”

Foto (Ausschnitt):  Till Westermayer (tillwe @flickr) CC BY-SA 2.0Photo (detail):  Till Westermayer (tillwe @flickr) CC BY-SA 2.0

Photo (detail): Till Westermayer (tillwe @flickr), CC BY-SA 2.0



No es secreto para nadie que mientras muchos países de Europa sufren terribles tasas de desempleo, Alemania no sabe qué hacer con tantas vacantes y busca con relativo éxito mano de obra cualificada en los países más afectados..

Sin embargo, es un secreto a voces que detrás de estas fabulosas estadísticas está la sombra de los “minijobs” (minicurros) y del notable incremento de empleo a través de contratos temporales.

¿Qué es un minijob?

Los minijobs fueron unas de las consecuencias de la reforma laboral más radical que ha sufrido Alemania en mucho tiempo, la llevada a cabo por el gobierno de Gerhard Schröder en el 2003, asesorado por Peter Hartz, un ejecutivo socialdemócrata de la Volkswagen. De manera muy resumida, estos minicurros son una modalidad de empleo cuya retribución no excederá los 450€ mensuales (hasta hace unos meses 400€), será exenta de impuestos, el patrón asumirá los gastos de la seguridad social, no suelen pasar de las 15 horas semanales (depende de lo que pagase por hora), y el empleado tendrá derecho a vacaciones pagas.
Los minijobs existen tanto para mano de obra cualificada como no cualificada, en cualquier horario y, como ya he dicho, varía la remuneración por hora.

Ventajas y desventajas

Según sus críticos más feroces, representan una forma de explotación que debido a la ínfima cantidad de cotización condena al empleado a la pobreza durante la vejez, amenazan los contratos normales debido al bajo costo que representan para las empresas y sirven principalmente para maquillar las estadísticas de desempleo.
Según sus defensores, son beneficiosos porque abaratan la contratación, es decir, la motiva; permiten además redondear el ingreso familiar; impiden que el trabajador pierda el contacto con el mercado laboral y a la larga pueden llevar a contrataciones en mejores condiciones.

Intentando ser objetivos

La realidad, como siempre, está en algún sitio entre las dos posturas. No queda duda de que se trata de una forma de contratación precaria, que el contrato único indefinido sigue siendo la meta que deberíamos querer alcanzar. Pero también es verdad que entre precariedad y paro, muchos prefieren la primera opción aunque no sea ideal.

En Alemania, hoy en día, uno de cada cinco trabajadores está empleado en un minijob.

Alfredo Tarre,
nació en Macuto, Venezuela. Emigró en el 2001 a Heidelberg, ciudad en la que comenzó sus estudios y que dejó dos años después para continuar en Berlín. Colabora en Berlunes, un blog dirigido a españoles que prueban suerte en la capital. Alfredo se encargó durante seis meses de la página Trabajo Ya, en la que intentó crear un puente entre españoles en busca de trabajo y empresas alemanas con escasez de profesionales cualificados, esfuerzo con el que continúa en su página Vida y trabajo en Alemania. Además de esto fundó hace cuatro años The Macuto Collective, un proyecto cinematográfico activo en Berlín y Barcelona con el que ha visitado varios festivales internacionales de cortometrajes. Hoy en día vive entre Madrid y Berlín.

Copyright: rumbo @lemania
Mayo 2013

Idioma original: Castellano

    Rumbo Alemania - Blog

    Rumbo a Alemania - el blog para jóvenes nómadas

    Mein Weg nach Deutschland

    Una página web para estudiantes del alemán con juegos, videos e informaciones prácticas sobre la vida en Alemania.

    Migración e integración

    La migración transforma culturas