Nuevas obras alemanas - Obras

Fantasma

“Fantasma” es una pieza teatral sobre la vivencia, la nostalgia y las consecuencias de situaciones que han finalizado. Sólo cuando el comunismo chino es sustituido de pronto por el capitalismo adquiere contornos, puede ser realmente experimentable a través de su ausencia. En la pieza de René Pollesch, dos amantes viven justamente esa paradoja de la “experiencia”. Luego de separarse se sienten más unidos, mucho más próximos que antes, cuando aún existían la sexualidad, las caricias y la continua convivencia. El director y autor René Pollesch tomó prestado el concepto de “fantasma” del filósofo italiano Giorgio Agamben, para acompañar su teatro discursivo para seis personajes con una metáfora combativa de crítica al capitalismo. En una mezcla de géneros tan virtuosa como divertida, pieza policial, cine “basura” y sexteto filosófico, los elocuentes protagonistas presienten que ya hace tiempo que no viven su verdadera vida, sino que dejan vivir. Es entonces cuando despierta la nostalgia del fantasma.
(El portal Nachtkritik sobre el Festival Mülheimer Theatertage - Stücke 09)
La crítica opina:
“Tanto en las ciencias naturales como en las humanas se discute crecientemente en los últimos años si la apreciación realista contemporánea del mundo debiera basarse en primer lugar en la lógica y la comprensión racional o si la capacidad de pensar en forma no ortodoxa, asociativa y contradictoria, es decir, analizando problemas desde perspectivas inusuales, no describe mejor los fenómenos de la naturaleza y la civilización. En “Fantasma”, puesta en escena en el Akademietheater, Pollesch hace culminar ese enfoque en la cuestión de si aquello que denominamos realidad no es mucho más real en la imaginación que en los hechos y las experiencias. En la combinación de problemas mundiales y privados, discusión intelectual y fragmentos del mundo del entretenimiento, tan típica de Pollesch, el autor repite con enervante comicidad la pregunta de por qué la claridad y la razón fracasan a menudo tan estrepitosamente en la realidad, tanto en la economía como en el amor. (…) Las inspiraciones filosóficas de Boris Groys, Slavoj Zizek y Giorgio Agamben, sobre las que se basa la pieza, no son naturalmente discutidas en forma académica, sino hechas resonar a través de la sátira. (…) En esta extraña combinación de policial, película muda, seminario, farsa y melodrama, sazonada con ideas a contramano, Pollesch logra una pieza divertida, acertada y galante.”
(Till Briegleb, Mülheimer Theatertage 2009)
Datos técnicos:
Estreno: 6.12.2008, Akademietheater Wien
Dirección: René Pollesch
Personajes: número variable
Derechos: Rowohlt Theaterverlag
Traducciones: Biblioteca teatral