Movilidad en Europa Oportunidades abiertas y nuevos caminos

„Make it in Germany“
„Make it in Germany“ | Photo (detail): © Bundesregierung/Agentur für Arbeit

“Make it in Germany” – con este lema, una página web gestionada conjuntamente por el Ministerio Federal alemán de Economía y Trabajo y la Agencia Federal de Trabajo busca atraer a jóvenes con cualificación especializada. Es la primera vez que un único portal de Internet recopila toda la información importante para desarrollar una carrera profesional y vivir en Alemania. Los visitantes pueden enterarse aquí de en qué sectores se busca personal especializado y qué requisitos han de tener los interesados para poder ocupar un puesto laboral en Alemania. Y no es la única iniciativa destinada a fomentar la movilidad profesional en Europa.

¿Qué es lo que ha ocurrido? Pues, hasta hace siete u ocho años, en zonas alemanas estructuralmente débiles tales como Mecklemburgo-Prepomerania o el Eifel los trabajadores especializados o demandantes de formación práctica buscaban colocación en los países extranjeros limítrofes, y sin embargo hoy se ha invertido la tendencia. Así, por ejemplo, Andreas Roger, perteneciente a la Oficina de Rostock de la Unidad Central de Mediación Laboral con el Extranjero y para Personal Especializado (ZAV por sus siglas en alemán), encuadrada a su vez en la Agencia Federal de Trabajo, dedica hoy más esfuerzos a que se interesen por Alemania trabajadores especializados extranjeros que a mediar para enviar personal al extranjero. “Sigue existiendo sin duda interés por irse a otros países. Pero hoy –explica Roger– son muchos los que acuden aquí porque quieren solamente que en su carrera profesional haya un cierto tiempo de experiencia en el extranjero.”

EURES allana el camino

Andreas Roger es uno de los en torno a 850 asesores EURES, quienes, repartidos por toda Europa, mantienen estrecho contacto con trabajadores especializados que deseen desarrollar su carrera internacionalmente. Pero estos, sin embargo, son aún demasiado pocos según datos de la UE. Nada más que el dos por ciento de los ciudadanos europeos vive y trabaja con estancias duraderas fuera de su país de origen. Para cambiarlo, la UE creó en 1993 EURES (European Employment Services). EURES permite a los interesados consultar información relativa a la movilidad profesional y pone a su disposición un buscador y la red de sus asesores. Con un solo clic, en la pantalla aparecen como por arte de magia ofertas de trabajo procedentes de 31 países europeos. Las ofertas están actualizadas en tiempo real.

Y despiertan vivo interés: así, desde los países en crisis, Grecia, Portugal, Italia y España, se están presentando cada vez más trabajadores cualificados que desean trabajar en Alemania. “La industria y el ramo de los oficios técnicos buscan mecánicos de planta o montadores de tuberías, el sector gastronómico cocineros y personal especializado de hotel, las clínicas médicos y enfermeras”, refiere Andreas Roger. En enero de 2013, la ZAV firmó con el Goethe-Institut un convenio que tiene por finalidad informar a los alumnos de cursos del idioma sobre posibilidades de trabajar en Alemania. «Una medida que se ajusta a la perfección dentro del nuevo Programa Federal para la Promoción de la movilidad laboral en Europa, MobiPro-EU en su denominación abreviada», en palabras de Roger. “Nuestra tarea aquí no es atraer candidatos en masa, pero sí pretendemos colaborar con los centros educativos y las administraciones laborales para hacer notar qué posibilidades existen en Alemania.”

“MobiPro-EU”, contra el paro juvenil en Europa


El Programa MobiPro-EU presta asistencia desde enero de 2013 a jóvenes en paro de los países de la UE que sean trabajadores cualificados o personas interesadas en recibir una formación técnica y deseen cursar una formación profesional o trabajar en Alemania. Tienen preferencia las solicitudes relativas a puestos en profesiones con escasez de personal que de otro modo no es posible cubrir. Con ello, el gobierno federal quiere contribuir también a la lucha contra el paro juvenil en sus vecinos de la UE. En Francia se encuentra sin trabajo el 26 por ciento de los menores de 25 años; en Italia y Portugal, el 35 por ciento. En Grecia y España está en paro más de la mitad de los jóvenes mayores de edad. En Alemania, por el contrario, solo el ocho por ciento de los menores de 25 años carece de puesto de trabajo o plaza de formación.

El Programa está dirigido a jóvenes de edades comprendidas entre 18 y 35 años; en casos excepcionales, como puede ser la atención a enfermos, también a personas de hasta 40 años. Quien se prepare en su país de origen para su trabajo en Alemania realizando un curso de idioma conseguirá que se le financie el mismo. También se ayudará a quien tenga que seguir aprendiendo alemán en Alemania una vez esté en vigor el contrato de trabajo. En cuanto a fases de prácticas y entrevistas de presentación, el Programa facilita importes fijos para gastos de viaje, existiendo también posibilidad de otras ayudas.

PLOTEUS: El portal formativo de la UE

En Europa también es hoy más fácil aprender. El gobierno federal alemán ha mejorado las posibilidades de que sean reconocidas cualificaciones profesionales adquiridas en el extranjero. A la inversa, el personal laboral alemán, que ha pasado por el sistema formativo dual (centro educativo y práctica del oficio), está bien considerado en otros países.

Así, por ejemplo, quien esté pensando en estudiar arquitectura en Italia o formarse en Polonia en restauración artística puede recurrir a PLOTEUS, un portal que informa acerca de qué sistema escolar encontrará la familia que quiera trasladarse a Suecia, da respuesta a la pregunta de si en Dublín hay alguna universidad para personas mayores o ayuda a un viñador joven a encontrar trabajo en un viticultor del Valle del Ródano.

PLOTEUS informa sobre ofertas de formación en Europa, lo que le convierte en algo parecido al contrapunto de EURES. La palabra procede del término que en griego antiguo significaba “marinero”, y al mismo tiempo está formada por las iniciales del nombre del Proyecto: Portal on Learning Opportunities Throughout European Space. Aquí, las personas interesadas encontrarán todo lo relativo a sistemas de formación y postformación y la descripción y aclaración de los distintos sistemas educativos de los estados europeos, programas de intercambio y becas (Erasmus, Leonardo da Vinci, Sócrates, Grundtvig).

Buscar para encontrar

¡La movilidad puede ser algo verdaderamente sencillo! Antonio Prados Vílchez, de 27 años, trabaja desde febrero de 2012 en la empresa de hardware y software dSpace, de Paderborn. “Para mí se han cumplido así dos sueños”, declara este joven con estudios de ingeniería de telecomunicaciones y electrónica. “Me alegra haber encontrado un trabajo, y me ha sido posible trabajar en Alemania.” Para el español, exceptuadas prácticas y trabajos estudiantiles, esta es su primera colocación regular. El camino hasta ella se cuenta en pocas palabras: en noviembre de 2011 Antonio fue invitado a un acto organizado por la ZAV en colaboración con las autoridades laborales españolas. Allí es donde conoció la empresa de Renania del Norte-Westfalia que acabaría dándole empleo. Apenas tenía conocimientos básicos de alemán, pero los responsables de personal de dSpace no vieron en ello ningún obstáculo. Al contrario, decidieron que el nuevo empleado que acababa de llegar quedaría exento del trabajo durante el primer mes para así poder asistir a un curso intensivo de idioma. La razón está en que los expertos en ingeniería electrónica son una mercancía que escasea en Alemania.

Antonio no va a ser el único que encuentre trabajo en Alemania. Y cuántas son las personas que se deciden a aceptar un trabajo para seguir otro año en el extranjero tras un semestre en la universidad o una fase de prácticas, eso es algo que nadie sabe con exactitud. Pues tal es, de hecho, una particularidad de esta Europa de la libre circulación: no existen datos exactos al respecto, ya que hoy cualquier ciudadano de la UE puede trasladarse de un país a otro sin problema y sin informar a las autoridades.