Acceso rápido:
Ir directamente al segundo nivel de navegación (Alt 3)Ir directamente al segundo nivel de navegación (Alt 3)Ir directamente al primer nivel de navegación (Alt 2)


Nayarí Castillo

Retrato Nayarí Castillo
Foto © Yuri Liscano

¿Qué significa para usted la palabra emigrante? 

Emigrar para mi tiene que ver con desprendimiento, zozobra, transformación, tristeza, perdón y construcción. Una experiencia de despojo y un proceso alquímico para encontrarse a sí mismo. Es una mezcla de aventura y huida.
Al principio es un juego de conocimiento, de observar y medir todo lo que te rodea con curiosidad. Significa aprender a hacer silencio; escuchar atento y acostumbrarte a las nuevas impresiones sobre los sentidos.
Luego la división, del alejarse. El del vacío del estómago constante (…). Te debates entre el regreso imposible y el querer mimetizarte. Es una etapa difícil, donde todo causa miedo.  El cambio, la transición, comienza cuando te das cuenta de que puedes reinventarte (…). Te reconcilias con tu lugar de origen, lo llevas con tranquilidad y la división no es un peso, sino un enriquecimiento.
La ultima etapa es la de la enarbolar espacios, allí en el tiempo donde la esperanza de un retorno ya no existe, buscas la forma de construir un nuevo futuro con la certeza de que el otro lugar solo es recuerdo.
 
¿Cómo eligió el país en el que vives? ¿Cuáles fueron las motivaciones? 

Austria es mi tercera patria, llegué aquí tras la decisión cuidadosa de migrar a Alemania (…). Cuando comenzó la crisis en Venezuela y la primera ola migratoria escapaba, yo no salí. Después y con todas mis pertenencias, partí a estudiar en la Universidad Bauhaus en Weimar. Fui de la generación privilegiada que bajo el convenio DAAD-Fundayacucho cursó estudios superiores en ese país. Escogí Alemania porque era uno de los lugares del mundo que para la época ofrecía estudios de Arte Público (…). Luego conocí a Hanns Holger, mi esposo, quien me entregó uno de los sentidos que creí jamás poseer, la audición. Nuestros amores y las prácticas del arte contemporáneo nos llevaron a muchos destinos, entre ellos Graz. Llegué aquí por una residencia artística en 2009 (…). Graz es la ciudad donde pensé por primera vez que podía ser yo misma, sin tapujos, Nayarí simplemente.

Galería:  (hagan click sobre la foto)

Rosa de los vientos Bildergalerie Rosa de los vientos | Foto © Nayarí Castillo
¿Cómo ha sido su incorporación a la nueva cultura: siente que ha transformado la suya? 

Creo que después de tantos años en otro lugar te transformas en una quimera, un ser de retazos. Tienes la suerte de pertenecer a todos los lugares y la  tristeza de no ser de ninguno (…). Tienes siempre el permiso de no pertenecer, pero puedes hacer tuyo lo que te da alegría.
Entre las cosas que más adoro de las culturas alemana y austríaca está la honradez (…), debo reconocer algunas cosas que han hecho eco en mi: el reciclaje, la austeridad, la sinceridad y la exposición a gran diversidad de personas. El viajar constante, es quizás uno de los elementos fundamentales que definen mi “ser” transcultural. Alemania y Austria me entregaron la movilidad.
 
¿Se relaciona con venezolanos en general y/o en su espacio laboral? 

La relación con Venezuela es agridulce, una combinación de nostalgia con pánico de malas noticias.  Mantengo el contacto de los afectos, las amistades de años, la familia y todos aquellos que me influenciaron; no pertenezco sin embargo, a algún grupo de venezolanos en Austria, y debo decir con mucha pena, que no conozco a ningún otro venezolano en Graz.
 
En caso afirmativo ¿cómo es su relación con ellos?

Dejar a Venezuela también tiene relación con alejarse de un pasado duro (…). No tengo las puertas cerradas y sin embargo, soy muy cuidadosa, alejarme también significa vivir a la medida de mis capacidades, sin pretensiones, sin excesos y sin intervenciones.

¿Cómo es su contacto con Venezuela desde el exterior? 

Con mi madre y mi padre, con mi familia, me mantengo en contacto constante,  con mis grandes amigos también. (…). Los medios sociales me hacen tener una relación cercana. Años de desasosiego político, crisis y terribles historias, han hecho que me aleje poco a poco de lo que sucede en Venezuela. Algunas posiciones extremas también me han alejado de muchos, en particular aquellos que no parecen perdonar a los que nos fuimos.
En lo profesional, me mantengo sin embargo cercana (…). No ha pasado un año - en estos largos 12 años desde que dejé el país  - en que no vuelva de alguna manera, si no lo hago físicamente, lo hace mi obra. (…) amaré a Venezuela siempre.
Si necesito volar a Venezuela tomo un mango y aunque aquí saben a cartón, imagino que tiene sabor a trópico, cierro los ojos y veo las guacamayas, el Ávila y los arcoíris.
 
¿Consideras que su experiencia en el exterior ha enriquecido su carrera? ¿Cómo y porqué? 

Sin lugar a dudas. Los estudios en Alemania cambiaron mucho mi pensar, mi forma de trabajar y las posibilidades de interactuar (…). Estar cercana a la crítica, a la materialidad. Las posibilidades de producción también se han expandido (…). Estar aquí es también un trabajo de humildad constante, el no pertenecer por completo te hace muchas veces estar en desventaja y no tener acceso a todos los recursos. Esa precariedad aún cuando dolorosa te mantiene cercano a la tierra y hacer tierra es siempre importante. Creo que el aprender otros idiomas también  me ha enriquecido mucho, es la posibilidad de estar en contacto con tantos sabores y formas, aprecio mucho el poder explorar y vivir diariamente nuevas cosas.

Nayari Castillo.
Artista.


Lugar de nacimiento: Caracas.
Lugar actual de residencia Graz, Österreich.
 
Exposiciones y obras en espacio público:
 
2006 Café con leche. Cultura. Migración e Identidad. Museo de Bellas Artes, Caracas.  Ausstellung organisiert vom Goethe-Institut Caracas. Caracas, 2006.
2008 Victoria Regia. Galería La Cuadra. Caracas, 2008.
2009 De cara al norte. L. C. Bates Museum. Hinckley, USA, 2009.
2010 Contrabando al paraíso. Oficina #1. Centro Cultural Los Galpones. Caracas, 2010.
2012 Epigramas Sonoros. Galería La Caja. Centro Cultural Chacao. Caracas, 2012.
2013 | Aquatopia. El Submarino de investigación. Karmeliterplatz Graz, 2013.
2014 Rosa de los vientos. Tres instalaciones en espacio abierto. Sarajevo, BiH-Trieste, Graz, 2014.
2015 Una mujer nacida en Viena que perdió sus pasos en el tiempo. Wiener Festwochen. Wien, 2015.
2016 Reacción en cadena. En cámara lenta. EisernerzArt. Eisenerz, 2016.
2016 | La casa de los portones abiertos. Steirischer Herbst. Graz, 2016.
2018 Operación abierta. Graz, Österreich.

www.nayaricastillo.com

Top