Exposición GI Bogotá

Exposición "La naturaleza de las cosas: Humboldt, idas y venidas"

Exposición

Exposición
“La naturaleza de las cosas: Humboldt, idas y venidas”
Curaduría: Halim Badawi
Mayo 8 a julio 6 de 2019
Museo de Arte - Universidad Nacional de Colombia (Bogotá)
Entrada libre


Inauguración
Miércoles, 8 de mayo de 2019 - 5:00 p. m.
 
Horario
Martes a jueves y sábado de 10:00 a. m. a 7:00 p. m.
Viernes de 10:00 a. m. a 4:00 p. m.
  
Agradecimientos
Museo Nacional de Colombia, Bogotá; Proyecto Bachué, Bogotá; y Fundación Arkhé, Bogotá.

Un recorrido por la figura de Humboldt con siete momentos dedicados a intervenciones o instalaciones de un gran número de artistas colombianos e iberoamericanos contemporáneos (en vídeo o fotografía) que trazan un diálogo transhistórico con obras del pasado (pinturas, acuarelas) y documentos (manuscritos, impresos). El científico alemán ha estado ausente de las historias del arte y ahora reaparece para mostrar estéticas, cruces y líneas predominantes de nuestro tiempo, que permiten explorar y resignificar su amplio legado de tradición visual, cartográfica, topográfica, geológica y antropológica. 

Esta coproducción se desarrolla en el marco del proyecto temático anual “Humboldt y las Américas” una iniciativa del Ministerio Federal de Relaciones Exteriores de Alemania y el Goethe-Institut. Durante el 2019, la cultura, la ciencia y la biodiversidad son protagonistas en Latinoamérica y Alemania.

“El naturalista alemán Alexander von Humboldt (1769-1859) viajó por América Latina entre 1799 y 1804. En su travesía visitó los actuales territorios de Cuba, Venezuela, Colombia, Ecuador y México, y a través de sus textos y dibujos mostró a la sociedad europea las condiciones naturales y sociales del Nuevo Mundo. Su obra sería transformada en libros, revistas, pinturas y grabados que capturaron la imaginación de un gran número de viajeros europeos y latinoamericanos de los siglos XIX y XX, quienes cruzaron el Atlántico siguiendo los pasos del prusiano, atraídos por sus imágenes exóticas, ya fuera para hacer parte de comisiones científicas o por recomendación directa suya. Humboldt no sólo amplió las fronteras de la ciencia americana, también mostró en Europa las imágenes de un territorio susceptible de ser explotado y modernizado.

Humboldt fue recibido en Santa Fe como una celebridad: se entrevistó con el botánico José Celestino Mutis, enviado por el rey Carlos III a dirigir la Expedición Botánica del Nuevo Reino de Granada (1783-1816). Bajo el manto de la Expedición había surgido la primera escuela de dibujo del país, cuyos alumnos plasmaron sobre papel la riqueza natural del territorio, una experiencia que a Humboldt le interesaba conocer de primera mano. Humboldt estuvo en casa del virrey, conoció a Francisco José de Caldas (‘El sabio Caldas’) con quien tendría divergencias, y recorrió ríos, páramos, montañas y volcanes, construyendo un ideario espiritual del territorio americano tan profuso, perdurable y politizado, como romántico en términos visuales.

A su regreso a Europa, los diarios y bocetos de Humboldt se convirtieron en el imaginario visual predominante sobre América, en el canon para una gran parte de las representaciones posteriores del continente, algunas veces reproducidas con apropiaciones y variaciones singulares. Siguiendo sus pasos viajaron al Nuevo Mundo Auguste Le Moyne, Francois Désire Roulin, Joseph Brown, Jean-Baptiste Boussingault, Johann Moritz Rugendas, Ferdinand Bellermann, Anton Goering, Albert Berg, Auguste Löhr, León Gauthier y el barón Jean-Baptiste-Louis Gros, entre otros.

A propósito del Año Humboldt 2019, esta exposición revisa la presencia espiritual de la tradición humboldtiana en el arte contemporáneo colombiano y latinoamericano, esto, a partir de una selección de artistas del presente cuyos trabajos son puestos en diálogo con obras de arte y documentos del pasado, evidenciando cómo ciertas experiencias inaugurales del viaje de Humboldt persisten en la praxis artística contemporánea, cómo el imaginario de la aventura y del viaje se ha convertido en espina dorsal de la creación de nuestro tiempo, cómo se han dado los vínculos entre arte y ciencia (un diálogo en doble vía en el que las estrategias del arte fueron usadas como insumo para la representación científica y viceversa), cómo el pensamiento ilustrado (con sus imaginarios de medición y taxonomización) devino, por un lado, en el fortalecimiento de la medicina, el arte y el conocimiento sobre nosotros mismos, sobre nuestro lugar en el mundo, al mismo tiempo que permitió el establecimiento de los vínculos neocoloniales, el incremento de las desigualdades y el desarrollo de las economías extractivistas con el consecuente agotamiento de los recursos naturales y surgimiento de gobiernos y empresas dispuestas a apropiarse de estos recursos.

También, se trata de poner en cuestión el carácter patriarcal de la historia oficial, de la ciencia ilustrada y de los grandes hombres del pasado, y generar algunas preguntas sobre cómo podemos torcer este orden de cosas que a veces nos parece tan natural. El influjo de la tradición visual, cartográfica, topográfica, geológica y antropológica inaugurada por Humboldt, ha marcado indeleblemente las líneas predominantes en el arte de nuestro tiempo, constituyendo una base genealógica potente y en permanente expansión y reformulación. Humboldt, una figura de las historias de la ciencia tradicionalmente ausente de las historias del arte, reaparece para mostrarnos estéticas, cruces y líneas predominantes en el arte de nuestro tiempo”.