Ojo al dato, el fútbol en Alemania Seis datos imprescindibles sobre el fútbol alemán

El arquero Manuel Neuer
Foto (detalle): © Picture Alliance/R4341

La portería, cosa de titanes o la regla del “50+1”: seis curiosidades sobre Alemania, el país de fútbol.

¿El de la portería es un hombre? qué va, ¡Un titán!

Probablemente ningún otro país haya producido porteros tan excelentes como Alemania: desde Toni Turek, que en la final del Mundial de 1954 salvó por los pelos la victoria de la selección alemana frente a Hungría, pasando por el campeón mundial Sepp Maier y por Oliver Kahn, apodado el Titán, hasta el actual campeón y capitán de la selección, Manuel Neuer. En Alemania se idolatra a los porteros. Sin embargo, la carrera de uno de los mejores porteros alemanes de todos los tiempos pasó desapercibida en Alemania: Bert Trautmann, oriundo de Bremen, cayó prisionero en Inglaterra durante la Segunda Guerra Mundial y, después de su liberación, en vez de regresar a Alemania, permaneció en Inglaterra, donde jugó más de quinientas veces para el Manchester City. En 1956 fue elegido el futbolista del año de Inglaterra y se convirtió en una leyenda, a pesar de que ese mismo año tuviese un accidente que cambió su vida. En la final de la Football Association Challenge Cup se rompió el cuello, pero resistió hasta el final del partido y salvó el campeonato para su equipo.

¡Ganar lo es todo!

Campeonato mundial de 1990: el atacante inglés Gary Lineker (derecha) convierte el 1 a 0 en el duelo de los once metros contra Bodo Illgner. Al final Inglaterra perdió 4 a 3 Campeonato mundial de 1990: el atacante inglés Gary Lineker (derecha) convierte el 1 a 0 en el duelo de los once metros contra Bodo Illgner. Al final Inglaterra perdió 4 a 3 | Foto (detalle): © Picture Alliance/Frank Leonhardt
Inglaterra es la madre patria del fútbol. Y allí se dice: "¡Siempre ganan los alemanes!" Por lo menos eso afirmó Gary Lineker, antiguo jugador de la selección inglesa y actual comentarista de televisión. Después de que su equipo perdiera en la semifinal del mundial de 1990 contra Alemania, resignado, resumió el partido de la siguiente manera: "El fútbol, en definitiva, es un juego muy sencillo. Veintidós hombres corren noventa minutos detrás de una pelota y al final siempre ganan los alemanes". En esa época, los alemanes jugaban un fútbol pocas veces bueno y estético pero casi siempre certero y eficaz. Esta apreciación, mundialmente aceptada, empezó a relativizarse en los últimos años, desde que la selección de la Federación Alemana de Fútbol (DFB) ha demostrado contar con un juego ofensivo espectacular .

¿"50+1"? ¡Sí, por favor!

La hinchada del Bayern Munich se manifiesta a favor de conservar la regla del La hinchada del Bayern Munich se manifiesta a favor de conservar la regla del "50+1". | Foto (detalle): © Picture Alliance/Sven Simon
Sea en Inglaterra, España o en Italia, desde hace tiempo, los clubes de las grandes ligas pertenecen a consorcios internacionales, a oligarcas rusos o a jeques árabes. En Alemania, sin embargo, debe cumplirse la regla del "50+1". La asociación del mismo club debe conservar por lo menos el cincuenta por ciento de las acciones de la parte profesional. De este modo, los inversores no podrían obtener el control total de ningún modo. Ahora bien, muchos clubes alemanes temen con quedarse económicamente rezagados frente a la competencia internacional. Otros equipos, como Bayer Leverkusen o RB Leipzig, han conseguido evadir la regla, que es única en el mundo, sirviéndose de arreglos excepcionales o de estructuras institucionales hábilmente diseñadas. Sólo en Austria existe una regla parecida.

¿y El éxito? ¡Es femenino!

Después de la final contra Brasil en 2007: la selección alemana de fútbol femenino festeja el título mundial. Después de la final contra Brasil en 2007: la selección alemana de fútbol femenino festeja el título mundial. | Foto (detalle): © Picture Alliance/Pressefoto Ulmer
En realidad, las futbolistas alemanas tienen más éxito que sus compañeros varones. La selección ya ha ganado dos veces el título mundial, a pesar de que solo se hayan celebrado siete torneos hasta ahora. El equipo femenino ha ganado ocho veces el título europeo. Además, en 2016 se llevaron el oro olímpico en Río de Janeiro, una hazaña que todavía no ha conseguido la selección masculina. El único triunfo alemán masculino de las Olimpiadas fue a su vez el éxito futbolístico más rotundo de Alemania Oriental: el equipo de la RDA, liderado por el legendario Hans-Jürgen "Dixie" Dörner, de Dresden, ganó en 1976 la final olímpica contra Polonia en Montreal.

¿Alemania? ¡Dos mejor que uno!

El atacante Jürgen Sparwasser (segundo desde la izquierda) supera al defensor Berti Vogts (segundo desde la derecha) y al arquero Sepp Maier (izquierda) y marca el 1 a 0 contra el equipo de la República Federal Alemana. El atacante Jürgen Sparwasser (segundo desde la izquierda) supera al defensor Berti Vogts (segundo desde la derecha) y al arquero Sepp Maier (izquierda) y marca el 1 a 0 contra el equipo de la República Federal Alemana. | Foto (detalle): © Picture Alliance/Werner Schulze
Hay un gol que jamás se olvidará en Alemania, el que marco el tanto de la victoria en el único duelo que jugó Alemania contra Alemania. En el campeonato mundial de 1974, que se celebró en la República Federal de Alemania (RFA), la República Democrática Alemana (RDA) también quedó clasificada. Por sorteo,  ambos equipos jugaron en el mismo grupo para disputarse la primera ronda. Un 22 de junio, la RFA y la RDA rivalizan en el Volksparkstadion de Hamburgo por primera y última vez. Jürgen Sparwasser, entonces de veintiséis años, metió el único gol del partido en el minuto 77. La RDA ganó 1 a 0. Para el equipo de la RFA fue un shock aunque curativo: dos semanas después, el equipo liderado por Franz Beckenbauer se consagra campeón mundial, a pesar de su derrota contra la RDA. Y la camiseta de Sparwasser, con el número 4, sigue exhibida en la Haus der Geschichte de Bonn.

¿Espectadores? ¡Cualquier cantidad!

Hinchas del VfB Stuttgart con la copa Hinchas del VfB Stuttgart con la copa | Foto (detalle): © Picture Alliance/blickwinkel
La Bundesliga se estableció en 1963, más tarde que en cualquier otra asociación de los países donde el fútbol es tradición. Pero es tan joven como popular. En la temporada pasada, cada partido de la primera división alemana fue visto por un promedio de 44657 personas, el mayor promedio de espectadores del mundo. El Borussia Dortmund es el equipo que más espectadores tiene desde hace años, con un promedio de 79496 hinchas por partido. También en comparación con otros deportes, la Bundesliga lleva las de ganar. Sólo la National Football League (NFL), la variante estadounidense con la "bomba" de cuero, el rugby, atrae más espectadores al estadio.